Galería Fernández-Braso

Carmen Calvo
El festín de la araña
Carmen Calvo
El festín de la araña
Carmen Calvo
El festín de la araña
Carmen Calvo
El festín de la araña
Carmen Calvo
El festín de la araña
Carmen Calvo
El festín de la araña
Carmen Calvo
El festín de la araña
Carmen Calvo
El festín de la araña
Previous
Next
Retrato-Carmen-por-Christopher-Makos

TEXTO ALFONSO DE LA TORRE

Elogio de la inteligencia añadida, Carmen Calvo parte de un impulso inicial, de una visión poderosa, fuerte y permanente, lo que podríamos llamar una visión ‘intensa,’ proponiendo la insoslayable necesidad de su realización. Para Calvo crear es transmitir pulsiones que parecerían ubicarse en un lugar propio, desentrañamiento de un objeto, antes pasivo receptor de la mirada, ahora mirada introspectiva que subraya aquella percepción lacaniana: en todo pasado hay una parte que es agua estancada. Milagro de la vida, mas vivir, es sabido es un abismo y, precisamente en este punto, la referencia tenebrosa, la aludida capacidad de extraer belleza de la zozobra, nos permite recordar que las creaciones de Calvo son generadoras de desazón -y preguntas-, alta misión -esta de la interrogación- del arte. Barrocos ejercicios de la inquietud, estética del desaliento, presididos siempre un descarado horror vacui, la celebración del barroquismo, la ceremonial reunión de objetos por lo general con un fuerte contenido simbólico y mención, por tanto, al inmediato vacío. Puesta en práctica del límite recordándonos cómo el arte de nuestro tiempo puede ser un ejemplar modelo de osadía: lo temerario es bello, parece suscribir Calvo. Un temor, el de esta artista, que roza casi lo sacral. Lo sagrado no ha desaparecido del arte, se ha convertido en irreconocible, camuflado en formas, intenciones y significaciones. Lo sagrado sobrevive sepultado en su inconsciente, es “religioso” en el sentido de que está constituido por pulsiones y figuras cargadas de sacralidad. Creando, recopilando objetos, utilizándolos como elementos para componer sus cuadros, frente a tal titánico esfuerzo por llenar de cosas nuestro existir, Calvo parece conjurar la presencia de la tiniebla mencionando empero, con tal abigarrado proceder en los extremos, la existencia poderosa de dicha nada acompañándonos. 

 

LA GALERÍA FERNÁNDEZ-BRASO INAUGURA LA NUEVA TEMPORADA 2013/2014 DEDICANDO UNA EXPOSICIÓN A CARMEN CALVO, ARTISTA INCLASIFICABLE, ÚNICA, CREADORA DE UN LENGUAJE POÉTICO PROPIO Y DE UN UNIVERSO PLÁSTICO INQUIETANTE Y SORPRENDENTE.  

Carmen Calvo (Valencia, 1950) es una artista difícil de clasificar, aunque su carácter experimental y su tendencia a fusionar técnicas, medios y soportes le vinculan con el ideario surrealista. Influenciada por textos de pensadores y poetas como Brines, Pessoa, Eluard, Rimbaud, Lorca o Buñuel y nutrida tanto por las imágenes que forman parte de nuestra memoria visual como por las propias de la Historia del Arte, Carmen Calvo elabora un trabajo que analiza, cuestiona e interroga las distintas formas de comportamiento y de relación del ser humano. El resultado final es una obra visualmente impactante –exuberante y barroca unas veces, pulcra y minimalista otras, poética e incisiva siempre–, capaz de transmitir una calculada indefinición en el espectador, quien continuará alimentando y procesando en su interior las sensaciones, emociones e ideas que generan sus obras.

La exposición, titulada El festín de la araña, está formada por una treintena de trabajos realizados principalmente en 2013, aunque también hay otros anteriores que, por su importancia y significación, estarán presentes en esta muestra. Las obras seleccionadas están realizadas con diferentes técnicas (dibujo, collage e imagen digital) y sobre distintos soportes (fotografía, tapiz, papel, caucho y libros), remarcándose el interés de Carmen Calvo en la unión de tendencias, estilos, épocas y conceptos diferentes e, incluso, opuestos, fluctuando así entre lo experimental y lo artesanal, entre la vanguardia y la tradición. La mayoría de las obras son imágenes digitalizadas y ampliadas de fotografías y libros ya existentes que han sido previamente intervenidos, ya sea mediante el color o a través de la incorporación de objetos, modificando y alterando el material original y creando uno único y actual que multiplica sus posibles significados y que se convierte en un nuevo objeto poético y estético. Junto a las obras intervenidas se expondrán sus conocidos collages de pequeños objetos sobre caucho, así como dibujos a color sobre papel y una pequeña escultura-instalación que da título a esta exposición.

Carmen Calvo vive y trabaja en Valencia. Entre sus numerosas exposiciones nacionales e internacionales destaca la de la XLVII Bienal de Venecia de 1997, en la que representó a España junto con Joan Brossa. Formó parte de la exposición New Images from Spain, en The Solomon R. Guggenheim Museum, en 1980. El Museo Reina Sofía le dedicó una exposición en el Palacio de Velázquez en 2002 y el IVAM de Valencia en 2007. En 2012 expone en el Instituto Cervantes de Burdeos. En 2013 participa en la exposición Cadavre exquis – Suite Méditerranéenne, Museé Granet, Aix-en-Provence (Francia). Su obra forma parte de los más prestigiosos museos y colecciones.

La exposición de Carmen Calvo se inaugura el próximo 19 de septiembre y forma parte de APERTURA 2013, evento anual organizado por Arte_Madrid, asociación de galerías de arte de Madrid. La exposición podrá visitarse hasta el 9 de noviembre.

×
×

Carrito